RECOMENDACIONES

1. Desplázate con seguridad, siguiendo las normas y recomendaciones.

2. Planifica tu visita con antelación, informándote previamente, evitando los horarios de más afluencia.

3. Pon especial atención a los carteles informativos.

4. Mantén la distancia de seguridad para evitar contagios.

5. Circula por tu derecha.

6. Extrema las medidas higiénicas individuales:Ropa y accesorios limpios;Uso de calzado adecuado; Higiene constantemente de manos; Evita tocarte las manos, nariz y boca.

7. Evita el contacto con elementos/objetos ajenos o de uso común.

8. No compartas objetos con otras familias o grupos.

9. No dejes huella de tu presencia, llévate tu basura.

10. Quédate en casa si tienes síntomas y contacta con el sistema sanitario.

Tel. 900 300 500

Qu Visitar

Ruta de Fernando Cabrera

 

 

Fernando Cabrera Cantó (Alcoy, 1866-1937) está considerado como el pintor más significativo del siglo XIX, proyectando su arte y su creatividad en la vida cotidiana de la ciudad. Pese a su proyección nacional e internacional, todo su trabajo artístico lo desarrolló en su ciudad natal, Alcoy, de donde solamente salió para estudiar y formarse en Valencia, Madrid y Roma.

Su nombre se da a conocer en los certámenes nacionales de Bellas Artes, en los que participa desde 1890, logrando la medalla de oro en 1906 con la obra Al abismo. Antes, en 1900 logra una medalla de bronce en la Exposición Universal de París con la obra Mors in vita. En 1915 llega al mercado estadounidense y obtiene medalla de oro en la Exposición Universal de San Francisco con El santo del abuelo.

Fernando Cabrera, Don Fernando, era mucho más que un pintor. Fue profesor de la Escuela de Artes y Oficios, impulsor de exposiciones de jóvenes artistas, asesor artístico de la Asociación de Sant Jordi, diseñador del castillo de Fiestas, creador del ábside de la iglesia de San Jorge y del busto del Paseo de Cervantes, así como diseñador de obras clave en el modernismo alcoyano, en colaboración con el arquitecto Vicente Pascual, como la fachada de la Casa del Pavo y el dolmen funerario del cementerio donde está enterrado, la biblioteca y la gruta del Círculo Industrial.

Su compromiso en modernizar artística y culturalmente la ciudad de Alcoy convirtieron su estudio, en la Casa del Pavo, en un centro cultural interdisciplinar permanente, donde se ofrecían conciertos, recitales de poesía, clases de pintura y escultura, banquetes, homenajes… y por donde pasaban todas las grandes figuras que llegaban a Alcoy.

En 1926, la Diputación Provincial le nombró Hijo Predilecto; el Ayuntamiento de Alicante le concedió el título de Hijo Adoptivo y el Ayuntamiento de Alcoy le reconoció como Hijo Predilecto.